Importación / Exportación

Importación:

Presentación ante la aduana de la documentación necesaria para su despacho; a libre práctica con consumo, la forma más habitual, pagando aranceles e IVA si correspondiera.

A libre practica con reexpedición inmediata a otro estado miembro, en el pazo de 15 días. En destino se liquidará el IVA.

Exportación:

Presentación ante la aduana de la documentación necesaria para su despacho, cumpliendo todos los requisitos sanitarios, fitosanitarios y de calidad según proceda.

Importación temporal:

Mercancía que se importa para su exhibición o prueba, pero a la que no se puede incorporar ningún elemento, ni siquiera reparar. Debe reexportarse en el mismo estado que se importó. Se deben garantizar arancel el IVA.

Exportación temporal:

Mercancía que se importa para su exhibición o prueba exactamente igual que la importación temporal.

Perfeccionamiento activo:

La mercancía se importa para su manipulación o incorporación de otros elementos, tanto comunitarios como no comunitarios. La mayoría de las ocasiones se reexporta con una partida estadística diferente a la de importación. Se garantiza arancel e IVA. La reparación se considera perfeccionamiento activo simplificado.

Perfeccionamiento pasivo:

La mercancía se exporta para sufrir transformación en un país tercero, una vez acabada se importa libre de impuestos excepto el valor añadido. La importación se efectúa en la mayoría de los casos con una partida estadística diferente a la de exportación.

Reimportación:

Reentrada de mercancía exportada en régimen de importación temporal o perfeccionamiento pasivo. Exenta de impuestos por el valor de la mercancía. Si hay valor añadido, se liquidarán los impuestos correspondientes.

Retorno:

Reentrada de mercancía exportada definitivamente, normalmente por rechazo del destinatario o defecto de fabricación. Exenta de impuestos.

Deposito Aduanero:

Vinculación por tiempo ilimitado de la mercancía no comunitaria, no se pueden efectuar más que manipulaciones usuales como cambios de embalaje, pequeñas reparaciones, limpieza….

Se devengan los impuestos una vez abandona el régimen.

Deposito distinto al aduanero:

Igual que el DA pero únicamente para mercancía comunitaria, incluida la nacional. Devengará los impuestos interiores al abandonar el régimen.

Destino final (antes destino especial):

Importación de mercancía para un destino específico, por ejemplo, suministros de buques, fabricación de aeronaves o cualquier otra autorizada en el arancel de aduanas.

Franquicias:

Exención de impuestos por traslado de residencia, herencia, matrimonio, estudios, equipaje acompañado…

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación del Usuario y realizar análisis estadísticos sobre su utilización. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para cambiar la configuración o más información pulse en el botón "Más Información".